Autonomía y motricidad fina en 3 años

Poco a poco vamos trabajando la motricidad fina y aunque en 3 años todavía tenemos las manos pequeñitas, con mucha práctica, nos ejercitamos con botones, cremalleras, velcros y hebillas. Esto no solo es importante para la motricidad... es que así vamos siendo cada vez más autónomos para abrocharnos el baby o el abrigo y para abrir y cerrar todo tipo de cremalleras que se nos pongan por delante.


Entrenan sus deditos para fortalecerlos y preparar sus manos para la Lectoescritura. Antes de comenzar a hacer trazos, es importante entrenar sus manos con destrezas de la vida cotidiana: trasvase de sólidos, ensartes, enroscar tapones... Para ello, utilizamos actividades de Vida Práctica del Método Montessori, con las que trabajamos la coordinación óculo-manual y la concentración.



Entradas destacadas